منظمة شعب الأندلس العالميةORGANIZACIÓN MUNDIAL DelPUEBLO De AL-ANDALUS
مرحبا بك في موطنك الافتراضي الأندلس، على قول المثل: "تفاءل بالخير تنله". نرجو أن تستفيد وتفيد في إطار أخوي هادف
http://smiles.a7bk-a.com/smile_albums/welcoms/11921929472176.gif

La reconciliación de España con su historia

استعرض الموضوع السابق استعرض الموضوع التالي اذهب الى الأسفل

La reconciliación de España con su historia

مُساهمة من طرف د. جمال بن عمار الأحمر في السبت 13 أبريل 2013, 19:48

La reconciliación de España con su historia


El 2 de enero de 1492, dia 2 de Rabi al Awal de 897, llegó el Rey de los cristianos con sus huestes cerca de la ciudad de Granada y ordenó tomar posesión de la Alhambra.
Esto ocurrió después de que el último soberano de la España musulmana, el Emir Abu Abdelllah Muhammad Ben Ali, hubiera acordado unas capitulaciones y garantizado su fiel cumplimento para salvaguardar la dignidad, la propiedad, la vida y la fé de sus súbditos, que reconocían desde ese momento y acataban como contrapartida, la autoridad de los soberanos católicos.
Las Capitulaciones de Granada, no dejan de ser un documento de rendición. Como tal, no puede ser nunca la máxima aspiración de los musulmanes en esta tierra, alcanzar los derechos que les fueron reconocidos como pueblo vencido, a los musulmanes de Granada.
Sin embargo, paradójicamente, los derechos establecidos para los musulmanes en aquella fecha histórica eran mucho mas amplios y generosos, que los que hoy día, un Estado que se llama a si mismo democrático, tolerante y defensor de los derechos humanos y de las libertades, nos reconoce.
Y curiosamente, aquel documento, como a estas alturas ya todos sabemos, sigue en vigor. Aunque en desuso, nunca fue abolido o abrogado.
Después de la guerra civil que duró desde 1936 hasta el 39, los españoles, por fin se reconciliaron, al cabo de 40 años. Se permitió el regreso a los exiliados, se devolvieron muchos derechos y se restituyó el honor a los vencidos. Pero después de la brutal y sangrienta guerra que supuso la persecución religiosa, los abusos y el exterminio de la Inquisición, aún no se ha producido la reconciliación.
Nuestra posicion es que esa reconciliación si se hace por la vía de la inteligencia, el saber y la justicia generará una nueva época de esplendor en esta tierra. Sino es así, causará por el contrario una confrontación que se debería evitar.
Si hablo de reconciliación despues de una guerra fraticida, es porque la conquista de Granada marca igualmente la fase terminal de una guerra civil. No fueron árabes los expulsados de España, fueron musulmanes de la Península Ibérica: celtíberos, hispanomusulmanes, exterminados por españoles cristianos
Entresacamos del libro "Reseña histórica de la conquista del Reino de Granada " de D. Leopoldo de Eguilaz Yánguas un párrafo en el que podemos leer los siguiente (pag. 69-70):
"Léese en Almaccarí, que entre los pretextos aducidos por los cristianos para hacer abjurar a los musulmanes su religión, se contaba el especioso de decirles: 'Tu abuelo era cristiano y se hizo musulmán; pues hazte tu ahora cristiano'.
Y la siguiente nota al pié:
"Esto viene a corroborar el hecho de componerse la población de Granada de cristianos renegados, como lo aseguraron Su Santidad el Papa Clemente V, a la sazón del Concilio de Viena, los embajadores del rey D. Jaime II de Aragón, según se lee en Jerónimo de Zurita y el Padre Juan de Mariana. Que, con efecto, la inmensa mayoría de los habitantes de aquella ciudad famosa se componía de elches, enaciados o tornadizos cristianos, ....' de doscientas mil almas que hacía en la Ciudad de Granada, aún no eran las quinientas de la nación Africana, sino naturales españoles y godos, que se habían aplicado a la ley de los vencedores'"
Y en otro lugar:
Hablando de la entrada de Gonzalo Fernández de Córdoba en el popular arrabal del Albaicín:
"Otro día al Albaicín venido por mandamiento del rey (Boabdil), rogó a Gonzalo Hernandez les hablase, pues allí había aljamiados y asaz declaradores" (V. Pérez de Pulgar, "Breve parte de las hazañas del Gran Capitán")
Hasta la guardia real de Muley Hacén se componía, al decir de Hernando de Baeza, de setecientos caballeros cristianos renegados, muchos de los cuales ejercían importantísimos cargos en la corte granadina."
Tampoco hay ningún motivo que nos haga pensar que esas conversiones habían sucedido solamente en el último periodo de la historia de al-Andalus, en el que hay muestras de que tanto el poder como el din de los musulmanes se encontraban en un momento de debilidad, sino que es lógico pensar que a lo largo de los siglos de presencia musulmana en la península, muchos de los que se "llamaban conversos" en realidad lo habían sido sus antepasados varias generaciones atrás. Es decir, eran musulmanes nativos, autóctonos, al igual que los bosnios son un pueblo eslavo musulmán o los Sudaneses son un pueblo musulmán africano ( árabe solamente por adopción de la lengua).
La Capitulaciones, otorgaron generosas garantías de protección, seguridad, autonomía y respeto a los musulmanes españoles que a cambio hacían la dolorosa concesión de aceptar vivir bajo una autoridad que no habia surgido de ellos mismos.
La vigencia y validez de estos acuerdos que hoy llamaríamos internacionales, como hemos dicho antes, no han sido anuladas. El hecho de que la parte cristiana traicionara de forma tan brutal y prolongada su cumplimiento, no anuló su vigencia como compromiso solemne jurado ante Dios y refrendado por el mismo Papa de Roma, como podemos también leer en el libro de Leopoldo de Eguilaz (pag. 53):
"Que el señor de Roma garantizaría con su firma la capitulación"
Y en una nota al pie:
"Que este artículo de la capitulación, de que se hace caso omiso en el original castellano, que se conserva en Simancas, fue realmente acordado y concertado es evidente, pues en una minuta que se conserva en dicho archivo, entre las peticiones que hizo a los Reyes Católicos el alcaide Bexir en el nombre de Boabdil, se lee: 'Primeramente suplica a Sus Altezas quel previllejo que se dió al Rey é á los moros, é las capitulaciones, supliquen Sus Altezas á nuestro Santo Padre que los confirmecomo en ello se asentó. Sigue un decreto al margen, que dice: Que les place."
Examinemos ahora el contenido: Veamos sólo algunas de las garantías y concesiones que se otorgaron a los musulmanes.
Entresacamos algunos párrafos del documento de las capitulaciones que contienen promesas de los soberanos católicos:

• Que sus altezas y sus sucesores para siempre jamás dejarán vivir al rey Abí Abdilehi y á sus alcaides, cadís, meftís, alguaciles, caudillos y hombres buenos y á todo el comun, chicos y grandes, en su ley, y no les consentirán quitar sus mezquitas ni sus torres ni los almuedanes, ni les tocarán en los habices y rentas que tienen para ellas, ni les perturbarán los usos y costumbres en que están.

• Que los moros sean juzgados en sus leyes y causas por el derecho del xara que tienen costumbre de guardar, con parecer de sus cadís y jueces.

• Que no les tomarán ni consentirán tomar agora m en ningun tiempo para siempre jamás, las armas ni los caballos, excepto los tiros de pólvora chicos y grandes, los cuales han de entregar brevemente á quien sus altezas mandaren.
...................
• Que no permitirán sus altezas que los judíos tengan facultad ni mando sobre los moros ni sean recaudadores de ninguna renta.
......................
• Que el rey Abdilehi y sus alcaides, cadís, alfaquís, meftís, alguaciles, sabios, caudillos y escuderos, y todo el comun de la ciudad de Granada y del Albaicin y arrabales, y de la Alpujarra y otros lugares, serán respetados y bien tratados por sus altezas y ministros, y que su razón será oida y se les guardarán sus costumbres y ritos, y que á todos los alcaides y alfaquís les dejarán cobrar sus rentas y gozar de sus preeminencias y libertades, como lo tienen de costumbre y es justo que se les guarde.
...................
• Que los pleitos que ocurrieren entre los moros serán juzgados por su ley y xara, que dicen de la Zuna, y por sus cadís y jueces, como lo tienen de costumbre, y que si el pleito fuere entre cristiano y moro, el juicio dél sea por alcalde cristiano y cadí moro, porque las partes no se puedan quejar de la sentencia.
....................
• Que los moros no darán ni pagarán á sus altezas mas tributo que aquello que acostumbran á dar á los reyes moros.
...................
• Que si los moros que entraren debajo destas capitulaciones y conciertos quisieren ir con sus mercaderías A tratar y contratar en Berbería, se les dará licencia para poderlo hacer libremente, y lo mesmo en todos los lugares de Castilla y de la Andalucía, sin pagar portazgos ni los otros derechos que los cristianos acostumbran pagar.
...................
• Que los jueces, alcaldes y gobernadores que sus altezas hubieren de poner en la ciudad de Granada y su tierra, serán personas tales que honrarán á los moros y los tratarán amorosamente, y les guardarán estas capitulaciones; y que si alguno hiciere cosa indebida, sus altezas lo mandarán mudar y castigar.
....................
• Que sus altezas mandarán guardar las costumbres que tienen los moros en lo de las herencias, y que en lo tocante á ellas serán jueces sus cadís.

• Que los habices y rentas de las mezquitas, y las limosnas y otras cosas que se acostumbran dar á las mudarazas y estudios y escuelas donde enseñan á los niños, quedarán á cargo de los alfaquís para que los destribuyan y repartan como les pareciere, y que sus altezas ni sus ministros no se entremeterán en ello ni en parte dello, ni mandarán tomarlas ni depositarías en ningun tiempo para siempre jamás.
........................

Cuando hablamos hoy de estatuto jurídico de las comunidades musulmanes en el estado laico occidental, este documento representa una referencia muy útil.
Los musulmanes han acogido y amparado en el seno de sus sociedades a las comunidades judías y cristianas durante largos siglos con un régimen equivalente: la dhimma.
El cumplimiento de estos acuerdos quedó exento. Es decir: la parte cristiana vencedora quedó exenta del cumplimiento de estos acuerdos gracias al simple y despiadado procedimiento de eliminar la existencia de la otra parte.
Traición, persecución religiosa, exterminio, expulsión y conversión forzosa fueron los mecanismos que hicieron que las Capitulaciones quedaran reducidas a un texto de estudio histórico sin ninguna vigencia jurídica, gracias a la efectiva "desaparición" de una de las partes. Un fenómeno nuevo está sin embargo teniendo lugar, la reaparición del objeto jurídico eliminado: los musulmanes españoles.
Quien quiera ilustrarse sobre la crueldad de que fueron victimas los musulmanes en Al Andalus, que lea "Castigo y represión de los moriscos de Granada" de Luis de Mármol y Carvajal. Cronista que acompaña a las huestes de Felipe II y que describe con todo lujo de detalles la política de exterminio de los reyes de España.
Restaurar paulatinamente los derechos, las garantías, las propiedades y el estatuto de protección garantizado en la rendición de Granada es una deuda histórica de indiscutible justicia y la hora de pagar esa deuda y restaurar esa infamia está ya cerca.
Cuando eso ocurra, y ocurrirá, este país habrá aportado también un ejemplo, un modelo al mundo entero.
Ese ejemplo podría aplicarse también en Palestina, poniendo fin a la perdida de vidas y de haciendas que tanto sufrimiento está causando. Ese modelo podría servir a los Rusos en Chechenia, a los chinos en Turkestan Occidental, al estado laico europeo que no sabe como encauzar la existencia de 16 millones de musulmanes en los países de la Unión Europea y a los más de diez millones de musulmanes de los Estados Unidos de América.
Este marco de respeto y reconocimiento podría reemplazar las islamofobias paranóicas y los impulsos represores de americanos y europeos ofreciendo a cambio un acuerdo honorable y fecundo, en lugar de seguir repitiendo atrocidades como las que hemos visto en los últimos años:
La masacre de Sebrenica
La infamia de Guantánamo
La carnicería de Sabra y Ghatillah
La matanza de Yenin y otras atrocidades en Palestina,
La destrucción de Grozni
La conquista militar de un país que no estaba en guerra, precedida del exterminio lento de 12 años de embargo en Iraq, podrían y deberían no volver a repetirse.
Y la Inquisición que ha servido de inspiración a serbios, sionistas, imperialistas y colonizadores ha sido una de nuestras más negras aportaciones a la historia durante 500 años. Pero los 250 años de Inquisición que se necesitaron para erradicar el Islam de Al-Andalus pueden tener precisamente aquí en Granada su punto final y aquí se puede producir el ejemplo de justicia y de libertad que regenere la convivencia pacífica de las "dos Españas", como decía Machado.
Y entonces podremos hablar de reconciliación, la reconciliación de los españoles con el Islam, o por decirlo más claramente la reconciliación con sus propios antepasados.
Efectivamente, lo rechazaron, lo persiguieron y lo combatieron, pero el Islam forma parte de nuestro legado, de nuestra identidad y de nuestra memoria histórica.
Los españoles, seguimos mencionando el nombre de Allah cuando nos encontramos y cuando nos emocionamos: Hola! y olé!, tienen su origen en el nombre de Allah. [1]Cuando nos despedimos decimos el nombre de Dios y cuando anhelamos algo, esperamos que Allah nos lo conceda: Ojala!
El turrón y los polvorones son moriscos. En nuestro idioma existen 4.000 palabras de origen árabe. Muchos de los nombres de nuestras ciudades, ríos, montañas y comarcas son árabes igual que muchos de nuestros apellidos: Madrid "agua que fluye" Alhambra "La roja", etc. etc.
Ahora el Islam ha recobrado su presencia en España, aunque podemos decir que nunca la perdió sino por una brutal política de represión y exterminio. Ahora, el camino del Islam se ha abierto de nuevo en esta tierra. Es el camino profético. Es el camino de todos los profetas y mensajeros, es la sabiduría revelada por el Señor de todos los Mundos y está vigente.
La oración está establecida en ésta y en otras Mezquitas. El Adhan ya se oye todos los días desde la cumbre del Albaicin. Muchos niños reciben sus regalos en el 'Id Al Fitr y en la Fiesta del Sacrificio, muchos españoles, en lugar de pasar una velada de intoxicación etílica la noche del 31 de diciembre, pasan en vela de embriaguez espiritual las noches de Ramadan... Es un camino que solo trae mejora a los individuos y a toda la sociedad.
Lo mínimo que se puede pedir es el valor para conocerlo sin prejuicios y examinarlo con un intelecto abierto, para eso estamos en esta bella Mezquita, para eso abrimos nuestras puertas y así seguiran: abiertas.
Granada, 2 de Enero 2003.


http://www.mezquitadegranada.com/islam-en-al-andalus/lareconciliacindeespaacon.html

avatar
د. جمال بن عمار الأحمر
رئيس منظمة الشعب الأندلسي العالمية
رئيس منظمة الشعب الأندلسي العالمية

الجنس : ذكر
العمر : 57
تاريخ الميلاد : 22/02/1960
تاريخ التسجيل : 02/05/2009
عدد المساهمات : 2916
نقاط الشكر على الجدية الأندلسية : 3
نشاطه في منظمة ش الأندلسي ع : 4851
العمل/الترفيه : أستاذ جامعي. مؤسس في حركة إسلامية قوية في نهاية السبعينيات. وسياسي قديم. ومرشح برلماني سابق

http://www.andalus-woap.org

الرجوع الى أعلى الصفحة اذهب الى الأسفل

استعرض الموضوع السابق استعرض الموضوع التالي الرجوع الى أعلى الصفحة

- مواضيع مماثلة

 
صلاحيات هذا المنتدى:
لاتستطيع الرد على المواضيع في هذا المنتدى